Publicidad

¿Qué son los préstamos con garantía hipotecaria?

La pandemia de Covid-19 ha generado una gran incertidumbre económica en los hogares españoles. Los ingresos per cápita de los hogares españoles retrocedieron un 3,22% entre enero y marzo, según los datos de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE). Un impacto económico que también se está notando en la concesión de créditos bancarios por parte de la banca tradicional. La última ‘Encuesta sobre Préstamos Bancarios’ del Banco de España señala que los hogares españoles apreciaron un endurecimiento de las condiciones importantes por la banca a la hora de acceder a este tipo de productos financieros entre abril y junio. Una delicada situación que ha provocado que los hogares españoles opten por métodos alternativos de financiación como los préstamos con garantía hipotecaria de TQ Eurocrèdit, que se han convertido en la solución perfecta para afrontar esta situación.

money-2724235_1280

Los préstamos con garantía hipotecaria son un producto financiero personal en el que se recibe una cantidad determinada de dinero aportando como garantía un inmueble, que debe estar libre de cargas. A diferencia de los préstamos tradicionales, el titular puede obtener el dinero con el único requisito de tener alguna propiedad que pueda entregar como garantía y aval. Además, no se trata de una hipoteca tradicional, ya que el dinero no se solicita para comprar una vivienda, sino que el titular pide el dinero para resolver un mal momento económico o algunos imprevistos del día a día. El importe del préstamo con garantía hipotecaria depende del resultado de la tasación principalmente del valor del inmueble que se aporte como aval. A la tasación del inmueble hay que restarle cualquier hipoteca que tenga vinculada el inmueble.

Los únicos requisitos para solicitar un préstamo con garantía hipotecaria son: disponer de una propiedad que esté libre de cargas, que el importe que se solicite no sea superior al 45 % del valor de la tasación y el plazo de devolución máximo debe ser de 5 años. Unos préstamos con garantía hipotecaria que se caracterizan por una rápida gestión, ya que los tiempos de respuesta y financiación son mucho más rápidos que la banca tradicional. Por este motivo, se han convertido en un método de financiación alternativo para obtener grandes sumas de dinero para afrontar una situación económica complicada como la que estamos atravesando en la actualidad. Además, suelen ser la única opción para aquellas personas que, por alguna circunstancia personal, estén en alguna lista de impagos, como puede ser la Asociación Nacional de Establecimientos Financieros de Crédito (ASNEF).

Los préstamos con garantía hipotecaria tienen muchas ventajas respecto a otros productos financieros. Al aportar un inmueble como aval, los titulares pueden obtener sumas elevadas de dinero, aunque no tengan ingresos regulares, debido al valor y la seguridad que aporta el inmueble. Además, las financieras que ofrecen los préstamos con garantía hipotecaria suelen aceptar todo tipo de clientes, incluso clientes que se encuentran en riesgos de morosidad. Una serie de ventajas con las que se puede obtener dinero para cualquier finalidad de una forma rápida y sencilla.

Publicidad