Publicidad

Madrid apuesta por la libertad de horarios comerciales

La Comunidad de Madrid parece estar dispuesta a dar el primer paso de una de las medidas que más temen todos los pequeños y medianos comerciantes: libertad total de horarios. El Gobierno regional estudia aprobar la Ley de Modernización del comercio que permitiría la apertura de establecimientos comerciales sin tener que atenerse a ningún tipo de horario. Esto supondría eliminar los límites actuales que establecer un número máximo de horas semanales (90 horas), diarias (cierre entre las 24:00 y las 07:00 horas) y en festivos (un máximo de doce horas).

El objetivo de la Comunidad de Madrid pasa por flexibilizar los horarios comerciales para que se adapten a los horarios de muchos madrileños que cuando terminan su jornada laboral se encuentran sin posibilidad de realizar, entre otras cosas, la compra. De todas formas, las metas de esta medida son más amplios, ya que se pretende amentar la competitividad del sector, crear más puestos de trabajo (más horario que cubrir=más empleados) y moderar el incremento de precios. El Ejecutivo regional ya ha probado la apertura de locales todos los festivos en a céntrica zona de la Puerta del Sol con bastante éxito, ya que en apenas dos meses se han contratado a 500 personas.

Junto con esta medida también se incluiría la modificación de la licencia específica que deben solicitar los hipermercados para abrir un local de más de 1.500 metros cuadrados. El Ejecutivo pretende aumentar la superficie a partir de la cual son necesarias estas licencias hasta los 2.500 metros cuadrados. En este sentido, tratará de reducir el papeleo para el mediano comercio. En la actualidad la legislación autonómica exige la aprobación por parte de las autoridades regionales para los locales de 2500 metros cuadrados y mayores de 1.5000 metros cuadrados en municipios de menos de 20.000 habitantes. La nueva legislación eliminaría esta segunda licencia, por lo que sólo sería necesario contar con el beneplácito municipal.

La medida, muy positiva para el consumidor, puede no serlo tanto para el pequeño comercio. Y es que no todas las pyme cuentan con recursos económicos para ‘arriesgarse’ a abrir sus puertas sin límites horarios. Además, con la nueva ley superficies como Dia o Mercadona, por poner dos ejemplos, tendrán más sencillo instalarse en todas las zonas comerciales.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *