Publicidad

El comercio electrónico continúa su imparable crecimiento

Según los datos oficiales ofrecidos por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), el comercio electrónico siguió su imparable crecimiento a nivel nacional con un 30 %, lo que significa que alcanzó los 10.000 millones de euros. Una primera lectura de estos datos tan favorables permite presumir el cambio en la confianza en este tipo de servicios. Un cambio que se ha venido gestando entre los consumidores en los últimos años y que, ahora, por fin, parece consolidarse.

man-335401_960_720 (1)

El panorama económico nacional vuelve a colocarse frente a las puertas de una nueva crisis, sin que la población se haya recuperado aún de la anterior y con la presión de un sistema socio político cada vez más debilitado. Con la inestabilidad económica y laboral siempre presente, el aumento en los precios en los productos básicos y las bajadas en las nóminas es comprensible que aumente la cantidad de gente interesada en encontrar un método alternativo para ganar dinero y seguir llevando comida a la nevera y pagando los servicios básicos de luz, agua, gas y combustible.

Muchos son los ciudadanos que han encontrado en el comercio electrónico una forma innovadora, atractiva, flexible y factible para llevar un extra económico a los hogares. De todos los modelos de negocios digitales, las tiendas online se desmarcan como las más interesantes y productivas para familias con pocos recursos y personas sin grandes conocimientos del medio digital.

¿Qué es una tienda online?

Entender qué es una tienda online es primordial para saber si este tipo de negocio puede ser una opción para cualquier ciudadano. No hay que confundir este tipo de negocio digital con una web, ya que las tiendas online están hechas para vender, y además para vender solas, un factor que también las diferencias de las tiendas físicas a pie de calle.

Todas sus características: el diseño, la arquitectura, los contenidos… están enfocados en conseguir ventas, agilizando el proceso de compra y facilitando diferentes formas de pago. En estos sites existen listados de productos con precios y características o breves referencias informativas, donde con un par de clics se pueda realizar una compra.

El empresario o el gestor de la tienda solo tendrá que organizar el envío de la mercancía a la dirección postal del comprador. Existen varios tipos de tiendas online entre las que se puede elegir; las tiendas online con catálogo, la tienda virtual, un log o una web con tienda online integrada, tienda mixta para particulares y profesionales, la tienda en Facebook, una tienda integrada en la web corporativa o el dropshipping.

Sistema de comercio online con Dropshipping

Este es el mejor método para crear una tienda online con el mínimo coste, muy fácil de organizar y mantener, con la principal ventaja de no necesitar espacio para almacenar los productos que se van a vender. Si estás interesado en este sistema, te puede ayudar esta herramienta de Dropshipping con la que se pueden importar productos para el Dropshipping de cualquier tienda de comercio electrónico y enviarlos a los clientes de forma directa.

Para aquellos que no lo sepan, este sistema de venta online se basa en acuerdos con un fabricante o proveedor de los productos que se quieran vender en la tienda digital. El beneficio es una comisión por cada venta, sin tener que almacenar el producto antes de la venta ni tampoco comprarlo. El trabajo del gestor de la tienda en este tipo de negocios online es el de intermediación entre el proveedor (fabricante o almacén) y el cliente final. Básicamente se realiza un trabajo de comercial vía internet, tratando de llegar a un público amplio y convenciéndolos para que realicen la compra gracias a la presentación que se realice en el site.

Por su parte, el proveedor, como se ha dicho, se encargará de tener los productos almacenados con stock suficiente y realizar todos los trámites de envío al comprador, siempre y cuando este haya realizado el pago. Los mayores proveedores de Dropshipping son los conocidos Amazon y Aliexpress.

Las ventajas de una ecommerce con Dropshipping

Es, de los modelos posibles para crear y mantener una tienda online, el más económico, el que necesita una menor inversión, pues no se tienen que comprar previamente los productos que se van a vender.

Tampoco se va a necesitar tener un stock, con lo que se reducen considerablemente los gastos fijos. La única inversión es la necesaria para la creación y el mantenimiento de la tienda, la promoción y la publicidad, el posicionamiento, el SEO…

El alquiler propio de una tienda física, el gasto de una nave para almacenar o el coste de empleados que trabajen atendiendo a los clientes también serán ahorrados.

Por otra parte, el stock será mucho mayor, puesto que no habrá limitación en dependencia de las dimensiones del almacén. Si, además, se trabaja con varios proveedores, se disminuyen considerablemente las posibilidades de quedarse sin suministros.

Vender por internet permite llegar más allá de cualquier frontera física. Por último, hay que considerar que el manejo y la gestión de este negocio es altamente flexible, ya que se puede realizar desde cualquier parte del mundo que tenga acceso a internet.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *