Publicidad

Facturas De Las Pymes 2012

Como mencionamos en el titulo, las pymes recibiran con cierto alivio la medida para saldar los créditos de los anteriores años con los que se cubrieron los impagos públicos, pero se debe de tener en cuenta qué pasará con la deuda de este año vigente.

Las empresas que presentaron las facturas que tenían pendientes hasta los años anteriores al menos podran saldar los créditos que tuvieron que pedir para financiar los impagos de las administraciones. Las dudas que surgen debido a esto es que se han cobrado deudas del ejercicio actual por trabajos y servicios prestados a algunas autonomías. Esto podría tratarse de un efecto balón, que significa patada hacia adelante.

Hay que tener enc eunta que muchas empresas que trabajan con el sector público, tenían facturas pendientes con la Región de Murcia que provenían incluso hace aproximadamente 4 años atras y se trata de una de las comunidades más morosas, junto con Castilla-La Mancha o Valencia. En total, la deuda pendiente ascendíoa 40.000 euros.

La morosidad endémica de las administraciones obliga a ser muy cauto porque aparte de vender, se debe de tener  que ocupar de cobrar, lo que reduce las posibilidades de crecer, pero también las de no cobrar. En este tipo de dilema se destaca que los productos los importan de Estados Unidos o Alemania donde se cobran a los 60 dias de realizar la operacion designada.

Hay que indicar que algo parecido sucede en Laboliser, distribuidora de productos sanitarios ya que Lo cobrado serviria para pagar las pólizas de crédito que se pidieron para cubrir la demora en los pagos públicos.

Lo primordial que preocupa y demasiado es que las facturas pendientes desde hace un tiempo se peguen ahora , y esto refleja que las empresas no están acostumbradas a cobrar en plazos de más de 90 días, aunque estos pueden llegar de hasta seis meses e incluso un año.

Lo cierto es que existe un gran contraste entre el plazo de pago de las administraciones y el que aplican las empresas. UN ejemplo claro para destacar es el de Laboliser que  liquida sus deudas con otras compañías en 75 días, tal como establece la ley contra la morosidad. Para el próximo pago se  debera rebajar a 60 días.

Lo más destacable de esto es que el sector público debera pagar sus facturas en 40 días y, en cambio, según los datos de la patronal Pimec, la media a la que las autonomías liquidan sus facturas en la actualidad es de 105 días, con Navarra con el plazo más corto (aproximadamete 69 días) y Madrid con el más largo (masomenos en 120 días).

Con todo esto existen comunidades con plazos de pago razonables, como Euskadi, Aragón o Galicia,  las empresas se deducne que son más una excepción que una norma de carácter general.

 

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *