Publicidad

Si tienes una carrera universitaria, no te contrato

Cuando se está al cargo de gestionar una empresa, en muchas ocasiones uno se ve en la tesitura de contratar a un nuevo trabajador. Cuando llega este punto, lo que siempre se intenta es contratar al trabajador que acabe saliendo más rentable a la empresa.

graduation

Esta labor no es sencilla y desde luego, depende de multitud de factores. Hay que tener en cuenta que, por lo general, el encargado de esta tarea muchas veces no conoce a los candidatos y para realizar bien la tarea de elegir a una sola persona para un puesto muy concreto, sería conveniente conocer en detalle tanto a la persona que lo va a ocupar como las labores que va a llevar a cabo.

El proceso de selección básicamente tiene básicamente dos fases: Escoger de entre todos los candidatos varios a los que entrevistar y más tarde, elegir a partir de las entrevistas personales al candidato más apropiado.

Tipos de candidatos

Aunque se podrían distinguir millones de categorías dentro de este apartado, en este artículo vamos a distinguir sólo entre dos tipos: universitarios y no universitarios.

La persona encargada de revisar a los candidatos y elegir unos cuantos a los que entrevistar, debe saber qué buscar entre todos los curriculums. Debe establecer filtros y uno de ellos puede ser: Si tiene carrera universitaria, no. Si no la tiene, sí.

¿Por qué puede ser un impedimento tener carrera?

Hay incluso personas que han decidido quitar de sus CV que tienen o que cursan una carrera, ya que consideran que esto es una barrera. Mucha gente no se explica porqué, lo habitual sería que se quisiera contratar siempre al trabajador más cualificado y si tiene estudios, mejor.

Pues bien, lo cierto es que esta regla no funciona siempre así. Los requisitos que han de cumplir los candidatos dependerán siempre del tipo de trabajo que se vaya a realizar y de lo que se espere de ellos. En muchas ocasiones, a una empresa le convendrá contratar antes a alguien sin estudios que a alguien con ellos. Pongamos por ejemplo que se trata de un trabajo de dependiente en una tienda de ropa. Aquí tenemos algunos motivos:

  • Continuidad

En ciertos trabajos para los que no se requieren estudios como el ejemplo propuesto, muchas veces se considera conveniente que no se tengan. Los universitarios cogen estos trabajos como algo temporal y secundario, es su segunda prioridad. Al contratar a personas no universitarias, se cree que el compromiso será mayor.

  • Experiencia

Aunque no siempre se cumple, por lo general, las personas sin estudios han podido realizar más veces trabajo del mismo tipo, sin embargo, personas que consideran encontrar trabajo de este tipo su segunda prioridad, es más probable que tengan menos experiencia.

  • Liderazgo

Como he dicho antes, siempre hay excepciones, pero muchas veces los universitarios tienen más espíritu de liderazgo. Cuando se trata de un trabajo en el que el liderazgo no es necesario, un trabajador con mucha iniciativa propia, podría llegar a suponer un impedimento para los gerentes.

Por supuesto, existen trabajos de todo tipo y gerentes que buscan todo tipo de requisitos en los candidatos, pero desde luego, existen más probabilidades de encontrar trabajo cuando se aplica para algo para lo que encajamos plenamente.

¿Quieres saber cuál es el número de parados universitarios en España? pincha aquí.

Publicidad

One response to “Si tienes una carrera universitaria, no te contrato

  1. Que razon tiene este artículo. Cuando nos quedamos sin trabajo siempre pensamos que, al menos, podrás trabajar de cajero en un supermercado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *