Publicidad

Sanidad Tratara De Reducir Las Exigencias Para Vender Alimentos Caseros

La imagen de un pequeño puesto en el ámbito rural en el que se venden quesos o hortalizas está presente en la retina de los extremeños que se ve afectada por este problema.

En la inmensa mayoría de los casos, no son comercios desde el punto de vista legal, ni tampoco muchas veces con todos los permisos legales, y responden a la venta de productos alimentarios a pequeña escala. La Junta quiere que ese tipo de negocio, familiar, se consolide y tenga un permiso legal más fácil. Ya se decidio que la mejor fórmula para animarlo es rebajar las exigencias higiénicas-sanitarias.

La Consejería de Salud y Política Social va a llevar a la Asamblea de Extremadura un proyecto legislativo para el impulso de las pequeñas y medianas empresas agroalimentarias, se tratara de  flexibilizar desde la Administración regional los requisitos higiénico-sanitarios, principalmente de carnes, lácteos y frutas.
El consejero Hernández Carrón asegura que el objetivo buscado es favorecer la creación y el desarrollo de las pequeñas agroalimentarias al reducir los niveles de exigencias administrativas.
Ademas se cree que de esta forma se ayuda a evitar la despoblación en el ámbito rural y apoyar la pervivencia de usos tradicionales en la elaboración de productos extremeños entre otros.
Los gobiernos regionales de Madrid y Navarra ya han seguido ese camino y la Junta recuerda que la normativa vigente europea da cobertura legal a la venta directa de las pymes que produzcan alimento fresco y transformado, de manera que los alimentos vayan del productor al consumidor sin pasar por ninguna cadena de proceso, es decir, en la propia explotación, en comercios o restaurantes locales.
Es importante destacar que Copago y renta básica fue comentado por Carrón en una comparecencia pública en la que avanzó también que la Administración regional cobró 630.979 euros a los pensionistas por el copago farmacéutico que ahora tiene que reintegrar a la misma. El Gobierno regional devolverá a lo larga, lo cobrado en el último semestre del año.
A partir del nuevo año, una nueva aplicación informática permitirá que los extremeños no tengan que adelantar dinero por sus medicamentos cuando se alcance el tope establecido por ellos. Se van a hacer una sola devolución y será muy probablemente en enero y a partir de ahí se empezara a funcionar los topes, de tal manera que los ciudadanos no tengan que someterse más a ese sistema de adelantar para luego devolver.
El consejero de Salud detalló que hay que devolver 348.979 euros a 55.000 pensionistas y 282.000 euros a 50.000 a extremeños. Otro dato global es que aproximadamente cada mes se suscriben casi dos millones de recetas en la región y, de ahí, 200.000 jubilados han abonado el copago  aunque se les reembolsará parte del dinero a poco más de 50.000 por cada mes, esto es, a una cuarta parte de ellos no a su totalidad.
De cara al nuevo año, el responsable de la sanidad extremeña informó que el Ejecutivo regional marca 2013 como año en el que debe estar aprobada la Ley de Renta Básica, cuyo objetivo es regular el acceso a una prestación económica destinada a cubrir las necesidades básicas de las personas que se encuentren en situación de exclusión social destacada. La renta básica es uno de los mandamientos de IU para permitir el Gobierno del PP y esta apoyado por el PSOE.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *