Publicidad

La pensión de jubilación en los autónomos

Los trabajadores por cuenta propia reciben, de media, una paga de retiro un 40% más baja que la que les corresponde a los empleados comunes.

A los autónomos se les aplican normas y leyes diferentes de las que son válidas para los asalariados en muchos ámbitos. Las pensiones de retiro no representan un caso excepcional en ese sentido. Aunque sí hay ciertos aspectos que los empleados comunes y los trabajadores por cuenta propia comparten, hay unas cuantas cuestiones que son específicas para estos últimos. Descubre en las próximas líneas cuáles son, o lo que es lo mismo, todo lo que necesitas conocer sobre la pensión de jubilación en los autónomos.

la jubilacion anticipada

La aprobación de la Ley de Reformas Urgentes del Trabajo Autónomo, que entrará parcialmente en vigor en septiembre, quedando varias medidas para enero de 2018, podría haber introducido algunos cambios en ese sentido, pero no ha sido así, con lo que habrá que esperar a futuras reformas legales para que las distancias entre los trabajadores por cuenta propia y los asalariados vayan difuminándose.

La pensión del autónomo, hasta un 40% más baja

Varias organizaciones e instituciones ofrecen estadísticas sobre las pensiones de jubilación en los autónomos. Aunque no todas coinciden exactamente en los números, sí hay un consenso en que la paga de retiro de los trabajadores por cuenta propia es claramente inferior a la que reciben los empleados por segundos. Ello es consecuencia, en parte, del hecho de que el sistema público de pensiones es una extensión del mercado laboral.

Debido a esta realidad, el retiro de los autónomos se ve afectado, así como el ahorro y el dinero de estos pensionistas, entre los que puede surgir la duda sobre cuánto les quedará en el momento de la jubilación.

Calcular la pension como autonomo

Así, desde la Unión de Profesionales y Trabajadores Autónomos (UPTA) señalan que la pensión media de jubilación de un autónomo alcanzó en 2016 en los 784,58 euros frente a los 1.312,13 euros de los asalariados, es decir, un 40% menos.

Autónomos vs asalariados

Esas cifras significan que un autónomo cobra al año 6.360 euros menos de pensión que un empleado, según señalan desde UPTA, que basa sus estadísticas en datos del Ministerio de Empleo y Seguridad Social.

Los números del estudio Emprende tu jubilación, elaborado por VidaCaixa y la Universidad de Barcelona, arrojan el mismo porcentaje de diferencia, al asegurar que la pensión pública de los trabajadores por cuenta propia es ahora mismo un 40% menor que la de un asalariado.

Ese porcentaje se traduce en una pensión de 635 euros al mes para los trabajadores por cuenta propia, casi la mitad de los 1.155 euros que cobra un empleado.

La pensión de los autónomos

Se trata, obviamente, de medias, ya que la cuantía dependerá en cada caso del momento en que se produzca la jubilación, la edad de la persona en cuestión o los ingresos que ha tenido a lo largo de su vida laboral, entre otros factores.

¿Por qué la pensión de los autónomos es menor?

La respuesta a la pregunta de cuál es el motivo por el que los trabajadores por cuenta propia cobran menos al jubilarse es sencilla. Básicamente, porque tienen bases de cotización más bajas, dado que el 86% de ellos tributa por la cifra mínima (roza los 920 euros en general y rebasa mínimamente los 1.152 euros en los autónomos societarios).

La cotización, baja también cerca del retiro

Esa diferencia general entre trabajadores por cuenta propia y empleados se vuelve más acuciante según se acerca la edad de jubilación, ya que es entonces cuando empieza a devengar la cuantía de la pensión de manera efectiva.

Pension TRADE

Cabe recordar que cerca del 70% de los profesionales autónomos mayores de 55 años cotiza por la base mínima. Como consecuencia, la prestación que les quedará para cuando se retiren también rondará a la pensión mínima contributiva.

Sin embargo, las bases de cotización de los asalariados se encuentran más cerca del salario bruto, con lo que su poder adquisitivo no sufre de la misma forma que el de los trabajadores autónomos.

Edad mínima de jubilación

Tras las reforma de las pensiones que entró en vigor en 2013, cuyo objetivo era y es la permanencia de los profesionales de mayor edad en el mercado laboral, se estableció la edad ordinaria de jubilación. En el siguiente cuadro puede verse la evolución desde 2013, cuando la edad de retiro era de 65 años, hasta cómo quedará en 2027, cuando será de 67.

Además, quedó fijado que todos los trabajadores, es decir, autónomos incluidos, podían jubilarse voluntariamente a partir de los 63 años. También en este ámbito la edad se irá incrementando hasta alcanzar los 65 años en 2027.

edad-de-jubilacion-en-españa

Por otra parte, en la jubilación anticipada forzosa, era necesario haber alcanzado, al menos, los 61 años y tener 33 de cotización en 2013, hasta que se llegue a los 63 años en 2027.

Eso sí, en la jubilación anticipada voluntaria, tal condición está sujeta a que aquellos que deseen optar por ese retiro prematuro tengan acumulados, como mínimo, 35 años de cotización, siendo el coeficiente reductor anual del 7,5% por cada ejercicio anticipado.

Autónomo, cuánto cobrarás de pensión

La cuantía final de la pensión dependerá, por un lado, de lo que hayas cotizado a la Seguridad Social -de ahí la importancia de las bases de cotización- y del número de años cotizados. De forma resumida, para poder cobrar el 100% de tu base reguladora -de lo que te correspondería por las cantidades cotizadas- deberás de haber cotizado un mínimo de años. Cuanto más alejada esté tu cifra de este mínimo, menor será el porcentaje que cobres.

En este sentido, hay que acreditar un mínimo de 15 años para poder acceder al 50% de la base reguladora y será necesario haber cotizado 37 años para llegar al 100%. La siguiente tabla recoge la evolución a lo largo de los próximos años.

porcentaje-de-jubilacion-por-años-cotizados

Finalmente, cabe recordar que la propia Seguridad Social es la encargada de establecer cada año los límites en las bases de cotización, de tal forma que, ahora mismo, el mínimo para los autónomos está fijado en 893,10 euros y el máximo en 3.751,20 euros.

Para concretar la cifra puedes echar mano de la herramienta de autocálculo de la Seguridad Social, que te ayudará a dar con tu pensión aproximada y que puedes encontrar en este enlace.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *