Publicidad

Marketing y estrategias empresariales: ¿Cómo negociar sus servicios?

De forma diaria, las empresas que compran y venden productos, inevitablemente requieren de negociaciones. Para obtener resultados positivos de estas negociaciones, usted debe ser un hábil negociador. Esto le ayudará a ahorrar dinero realizando compras y vendiendo sus productos a un mayor precio. En este artículo se mencionan algunos consejos útiles que le ayudarán a sacar resultados positivos de las negociaciones que realice.

1. Usted debe negociar de forma adecuada cualquier factor que implique a su empresa. No permita que nadie lo engañe. Casi todo en este mundo es negociable. Adquiera el hábito de negociar todos los aspectos que involucren a su empresa. No tenga miedo de iniciar las negociaciones que sean convenientes.

2. Usted debe mostrar sinceridad en sus negociaciones. No entable negociaciones sólo por el gusto de hacerlo. Negocie con honestidad y de una manera inteligente. Las negociaciones honestas ayudan a construir confianza, inspiran confianza y son generalmente muy gratificantes.

3. No se apresure sus negociaciones. Negociar con paciencia siempre da mejores resultados que las negociaciones apresuradas. El tener prisa únicamente indicará una forma de desesperación. Si la contraparte detecta cualquier forma de desesperación, es probable que no bajen sus precios lo suficientemente rápido para satisfacer sus expectativas. Por lo tanto, usted estará propenso a gastar más dinero por su impaciencia.

4. Averigüe los antecedentes del producto y de sus vendedores. Cuanto más conozca sobre el producto y sus ventas, mejor será a la hora de negociar. El conocimiento de los principales aspectos de los productos lo pone en una situación ventajosa para mantener a un vendedor en un precio determinado. Por lo tanto, debe ser cuidadoso al momento de realizar sus negociaciones.

5. Cotice los principales productos. Cuando realice sus negociaciones, el objetivo del vendedor es vender al precio más alto posible mientras que el comprador aspira al precio más bajo. Esta es la razón por la que los vendedores piden precios muy altos y los compradores quieren precios muy bajos. Para un comprador, no importa lo pequeño que sea el descuento, si lo quiere, lo consigue. Los descuentos pequeños en grandes compras siempre suman mucho.

6. Usted debe evitar cualquier apego emocional a lo que está vendiendo o comprando. Si comete el error de conseguir un apego emocional a un artículo que está negociando, es probable que no pueda venderlo o comprarlo a un precio razonable. Las emociones inhiben el juicio racional. Las emociones y la irracionalidad son, por lo general, los obstáculos más grandes en las negociaciones comerciales. Las emociones crean ambigüedad y la indecisión hace que las negociaciones se frustren y no se puedan realizar.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *