Publicidad

Externalizar para contratar mejor

Si los trabajadores son el activo más importante para cualquier empresa, lo más lógico sería que destinase una buena cantidad de sus recursos a este área. Apostar por un departamento de recursos humanos específico es una tendencia en boga dentro de las grandes multinacionales, pero que, de momento, no termina de cuajar en la pyme. En muchos casos la razón hay que buscarla en la reticencia del propio empresario por invertir en un área que no domina y que, en muchos casos, no termina de comprender.

Esto no implica que, en multitud de ocasiones tenga que llevar a cabo tareas relacionadas con la administración del personal tales como evaluar las habilidades de sus trabajadores, diseñar su carrera en la empresa o valorar sus necesidades retributivas, además, por supuesto de la contratación del nuevo personal. Este último es un área especialmente conflictiva. En primer lugar no suelen contar con los conocimientos necesarios para detectar determinadas aptitudes y, por otra, muchas veces se centran demasiado en las necesidades inmediatas en lugar de contar con un plan más amplio. Todo esto sin contar con el estrés que puede ocasionar y de la pérdida de tiempo que supone.

Una buena fórmula para superar esta situación tan común y ‘afinar’ la puntería en la contratación trabajadores es acudir a los expertos, es decir, a las empresas de selección de personal. Al final, el riesgo que se corre al realizar la selección por su propia cuenta y riesgo puede ser excesivamente elevado: más pérdida de tiempo porque el empleado no se adapta a la empresa o la contratación de una persona que no progresará de acuerdo con la compañía son sólo algunos de los inconvenientes que pueden surgir. De esta forma, cada vez más pyme se deciden por externalizar este tipo de servicios. Las ventajas son claras: aumentan las posibilidades de acertar al tiempo que el empresario puede centrase en su negocio, es decir, se quita de en medio una distracción más.

El precio no siempre es tan elevado y siempre existen fórmulas mixtas, como utilizar la empresa de selección de personal para realizar una primera criba y dejar un número limitado de candidatos que se ajusten exactamente al perfil para que luego el empresario elija al que considere oportuno. La evolución de empresas de trabajo temporal en este ámbito también puede ser utilizado en favor de la pyme, que en muchos casos ni siquiera tiene que hacerse cargo del contrato del trabajador, además de contar con el apoyo de la ETT para, por ejemplo, evaluar el rendimiento del empleado.

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *