Publicidad

Cinco consejos para teletrabajar y no morir en el intento

Si hace poco hablábamos del teletrabajo como fórmula para ahorrar costes en la empresa, en esta ocasión vamos a ver cinco trucos para poder ejercer como teletrabajadores y preservar nuestra salud mental. Además, por supuesto, de ayudarnos a ser más productivos.

Existen dos posturas a la hora de enfrentarse al teletrabajo por parte de quienes tiene que acudir todos los días a la oficina. La primera es la de la envidia con frases como “ya me gustaría a mi” o “que suerte trabajar en pijama”, entre otras. La segunda es la negación o impotencia cuya frase estrella es “yo no podría hacerlo”. Lo cierto es el teletrabajo ni es el mayor chollo del mundo ni es tarea imposible. Simplemente se trata de una opción laboral más que hay que saber llevar para que, como apunta Mister Empresa no pasemos de trabajar en casa a vivir en el trabajo, algo nada recomendable.Los pros y contras del teletrabajo

Evidentemente existen personas que se adaptarán mejor al teletrabajo y otras a las que le costará más. En el fondo es cuestión de caracteres y no deja de ser como las personas a las que el trabajo de oficina les resulta tedioso y ‘necesita’ la actividad de visitar clientes o patearse las calles. Sin embargo, para quienes quieran probar la aventura de trabajar desde casa aquí van cinco consejos que a mi me han ayudado teletrabajar y no perder del todo la cabeza.

 

  1. Ten tu propio espacio de trabajo – Lo ideal es que sea una habitación separada, pero esto tampoco es un requisito sin e qua non y dependerá de nuestra capacidad de concentración. Lo que sí es importante es que sea un espacio diferenciado del resto de la casa, bien sea un hueco más o menos cerrado en el salón, un cuarto aparte, un despacho en la azotea…
  2. Fija una rutina – Es importante establecer unos horarios de trabajo y unas rutinas que, si bien pueden ser más flexibles que las de una oficina al uso, deben cumplirse. Una de las premisas del teletrajo es que se funciona menos a través de horarios y más a través de objetivos o tareas. Una rutina nos ayudará a ponernos en marcha para cumplir con esos objetivos y tareas del día a día.
  3. Planifica tus tareas – La rutina es la que nos va a ayudar a ponernos en marcha, pero lo mejor para no caer en el desorden y el caos es una buena planificación. Crear un listado de tareas puede ayudarnos a no perder de vista nuestro objetivo, aunque a este punto cabría añadir una correcta distribución de cada cometido para que se adecue a la energía que tenemos a lo largo del día.
  4. No te aisles, comunícate – Las redes sociales pueden ser una bendición para el teletrabajador y sustituir hasta cierto punto el elemento de comunicación que se pierde al no estar en la oficina (twitter es aquí, el rey). Siempre que no supongan una distracción, son una de las mejores herramientas para no estar aislado del mundo y que nos coma nuestra casa. En cualquier caso, todo esto no sustituye a las relaciones personales cara a cara. Es más que recomendable tratar de quedar con amigos y conocidos.
  5. Descansa y desconecta – Quizás uno de los más importantes. Debemos aprender a tomarnos descansos después de cada tarea o lista de tareas con las que cumplamos. Al igual que en la oficina paramos para tomar el café, también podremos hacerlo en casa. Lo mismo puede aplicarse a las conversaciones que en la oficina tenemos y que sirven para relajarnos o descargar tensiones tras terminar un trabajo. En casa es más complicado hacerlo, pero también se puede hacer a través de las redes sociales.

Estos son sólo algunos consejos a los que se pueden sumar diferentes ‘chascarrillos adicionales’. Así, por ejemplo, hay quienes recomiendan ducharse y vestirse como si fuésemos a ir a la oficina, algo que por mi parte no considero importante. Sin embargo, sí me es de gran ayuda otra de las sugerencias más extendidas: hacer deporte. Personalmente me sirve para despejar la mente y, para qué negarlo, mantenerme en forma teniendo en cuenta que al final la actividad física se resiente cuando estás en casa. Y tú ¿Qué trucos utilizas?

También te puede interesar:

Imagen – elenac

Publicidad

2 responses to “Cinco consejos para teletrabajar y no morir en el intento

  1. Hacer deporte es BÁSICO. Cuando tienes una jornada de trabajo muy intensa la mejor forma de conseguir despejarte es haciendo deporte.

    Llevo tres años teletrabajando y este último año es el que lo he descubierto y, sinceramente, no hay otro consejo mejor que este para teletrabajar. En cualquier caso, si hay cualquier otra actividad que logre que desconectes de verdad adelante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *