Publicidad

50 millones de euros para pymes y autónomos de Castilla y León, Madrid y La Rioja

Iberaval y Banca Cívica han cerrado un convenio que podrá 50 millones de euros a disposición de las pymes y trabajdores autónomos de Castilla y León, Madrid y La Rioja a través de una línea de financiación. El apoyo de la Sociedad de Garantía Recíproca (SGR) es lo que permitirá acceder a financiación para inversiones y circulante en condiciones más ventajosas que las del mercado en general.

El nuevo acuerdo entre Banca Cívica e Iberaval, la SGR de Castilla y León, permitirá la creación de nuevas líneas de financiación para las empresas de la región así como de Madrid y La Rioja por su cercanía con la comunidad autónoma y por ser territorios en los que también se encuentra presente Iberaval.

La nueva línea de financiación que surge a raíz del acuerdo estará especialmente destina al circulante y a la inversión. En el caso de la inversión dotación máxima de las operaciones será de hasta 600.000 euros con un plazo de amortización de hasta 15 años y a un tipo de interés de Euribor +1,75%. Por su parte, la destinada a circulante también será de hasta 600.000 euros, aunque en este caso el periodo de devolución se establece entre tres y doce años con un tipo de interés de Euribor + 2%. En este sentido, Iberaval ya ofrecía la Línea ICO-SGR de hasta 600.000 euros para circulante e inversión con plazos de tres y siete años.

Estas dos líneas se unirán al resto de la oferta de Iberaval, que incluye la línea ‘CrediEmprende’, que se ha destapado como una de las más solicitadas. En concreto, este crédito está dirigido a nuevos emprendedores, a los que financia hasta 60.000 euros en un plazo de 10 años y que ahora Banca Cívica incluirá en su oferta.

El presidente de Iberaval, José Rolando Álvarez, destacó que la nueva línea supone “una cuantía muy importante para facilitar el crédito a pymes y autónomos en un momento tan delicado, con un escenario crediticio que se va a endurecer por las condiciones impuestas injustamente a las instituciones financieras españolas”.

Por su parte, el consejero de Economía de la Junta de Castilla y León, Tomás Villanueva, ha explicado que el acuerdo supone “mantener en nuestro territorio la tradicional implicación que Caja de Burgos tenía con la Comunidad”, además hacer hincapié en que “o activamos la economía o se seguirá destruyendo empleo, con unos datos lamentables e insostenibles. Un convenio de esta naturaleza es fundamental para ayudar a la economía en en una coyuntura de incertidumbre como la que atravesamos”.

También te puede interesar:

Publicidad

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *